Contáctanos hoy.

Dinos como podemos ayudarte, estamos aqui para responder tus preguntas y asistirte con tus proyectos.

Nombre

Apellido

Teléfono

Correo

Estado

Solicitud

CotizaciónInformaciónServicioProveedorQuiero unirme al equipo

En caso de requerir cotización

Proyecto
ResidencialCorporativoGobiernoEducaciónHoteleríaSaludComercial

Tiempo estimado en el que piensa realizar su proyecto

Comentarios

Como se Enteró de Nosotros


Quiero recibir mas noticias.

Únete a nuestra lista y recibe más noticias acerca de la automatización, integración de audio y video, tecnología y tendencias.

Captura de pantalla 2019-05-07 a la(s) 08.53.30

Los auditorios se están convirtiendo en prolíficos campos de experimentación tecnológica. Los más avanzados apuestan por vanguardias como el uso de 3D, hologramas y realidad virtual, sin embargo no es raro ya encontrar espacios donde el audio, video, la iluminación, las redes y el concepto de colaboración unificada son factores constantes en la infraestructura de espacios públicos y privados.

Echemos un ojo a algunos factores tecnológicos que resulta ya indispensable en estos lugares.

  1. El auditorio está dentro y fuera. El internet y las redes ahora permiten compartir todo, así que muchos auditorios ya se están preparando para compartir contenidos: para ello requieren un robusta plataforma de videoconferencia en la nube que permite la distribución de contenidos online “abiertos” o “privados” a través de servicios como YouTube o Facebook. Pero además se requiere un sistema que ofrezca streaming en tiempo real, para ello es preciso contar con una poderosa red interna y un “subida” a internet con amplio ancho de banda y suficiente velocidad.
  1. Las cámaras están por doquier. Estos espacios de concurrencia académica, corporativa o comunitaria ya apuestan por el video como su factor de aproximación, retención y atracción. Pero para la gran mayoría de los auditorios es prácticamente imposible tener “camarógrafos” operando las rutinas de video. Hoy ya es posible conformar un sistema de cámaras robóticas que puedan seguir al presentador, otras que apunten a la audiencia desde diversos ángulos y unas más que se encarguen de capturar los contenidos (cámara de documentos o las que van colectando lo que se apunta en un pizarrón electrónico).Captura de pantalla 2019-05-07 a la(s) 08.55.22
  1. La iluminación es teatral. Para atraer público se requiere que el contenido sea fluido, pero mucho ayuda que haya factor sorpresa. Los viejos auditorios apenas contaban con luces generales de encendido y apagado. Hoy es primordial contar con un sistema de control de iluminación que permita zonas y escenas acordes a diversos tipos de presentación, pero si a esto añadimos un concepto de iluminación teatral, tendremos un recinto verdaderamente versátil. Para ello se requiere una intención profesional de dimmers acordes a la capacidad eléctrica del lugar, la instalación de luminarias fijas tipo wash y algunas robóticas tipo spot. Luego tener una consola real o virtual, desde la cual un diseñador de iluminación capacitado puede generar escenas emotivas, mismas que después pueden ser llamadas desde un simple “cue”.
  1. El sonido lleva la mano. Muchas instituciones menosprecian la calidad de sonido para grandes espacios. Craso error. En estos días es indispensable hace un diseño de audio antes de intentar instalar una bocina. El sonido depende de las características acústicas del recinto, de la adecuada cobertura que se otorgue al arreglo de bocinas, a la inteligibilidad perseguida, a la versatilidad requerida, a la potencia necesaria. Pero también es preciso ser incluyente: el diseñador de audio debe pensar en una ponencia individual, en una simposio con varios participantes, en una clase maestra con mucha participación de la audiencia y también contemplar los temas de traducción e interpretación simultánea, colaboración, colaboración y streaming; la ingeniería debe apostar por microfonía bien seleccionada. Tampoco se debe olvidar el sistema de monitoreo para los ponentes.Captura de pantalla 2019-05-07 a la(s) 08.57.08
  1. La resolución y luminosidad del video son la clave. Se trata de que todos, absolutamente todos vean bien; incluyendo al espectador de la “peor butaca”. Es importante considerar la isóptica, por supuesto y considerar displays de video adecuados. Los proyectores con fuente láser son un factor a considerar pues son muy luminosos y de bajísimo mantenimiento, con larga vida de uso. Es posible combinar uno o dos proyectores con varios displays LCD-LED de menor tamaño distribuidos adecuadamente. Tampoco podemos olvidar los displays de monitoreo para los ponentes, así como las ayudas como los teleprompter.Captura de pantalla 2019-05-07 a la(s) 08.58.20

Todo lo anterior depende de una adecuada planeación e implementación. Los nuevos auditorios apuestan por cabinas de control donde se tenga a la mano toda la magia mencionada. Cuando un ingeniero o técnico se siente bien en la cabina, cuando tiene el espacio y las herramientas correctas puede entregar un mejor trabajo que facilite todo lo que sucede en el escenario o podio. Así los ponentes deberían preocuparse solo por los contenidos.

Multimedia es una empresa mexicana con amplia experiencia en la integración de sistemas para teatros y auditorios. Si estás pensando en conformar un sistema audiovisual de vanguardia, puedes consultar a nuestros expertos en www.multimedia.com.mx

Deja un Comentario